banner-afiliacion
¡Apóyanos económicamente!

Cuenta Corriente de Manos Fuera de Venezuela:
0182 0975 59 0201557472 (BBVA)

logo-IR-en-mFV

logo_FFE_redondo

logo_redondo_se

cmr_banner_bueno

dvdnovolveran_web

AL IMPERIALISMO, NI UN TANTICO ASÍ PDF Imprimir E-mail
Martes, 14 de Septiembre de 2010 17:46

Columna semanal en el Correo del Orinoco del Dr. Francisco Rivero

 

ya-no-somos-tu-patio-trasero.jpgApenas faltan quince días para otra batalla electoral, en la cual la Revolución se medirá de nuevo con el imperialismo y sus lacayos quinta columnistas, y he decidido abordar un espinoso tema, creyendo conocer en algo, el sentir de las bases que soportan al proceso revolucionario venezolano. La revolución es una ciencia que obliga a analizar con objetividad. En este sentido hay que reconocer, que en algunas circunscripciones, existe animadversión en algunos sectores de la militancia, en contra de algunas candidaturas, a pesar de que la mayoría fueron seleccionadas por elección directa. Once años de duro proceso revolucionario, no solo han dejado las heridas recibidas por parte de la contrarrevolución.

 
 




 

 

Apenas faltan quince días para otra batalla electoral, en la cual la Revolución se medirá de nuevo con el imperialismo y sus lacayos quinta columnistas, y he decidido abordar un espinoso tema, creyendo conocer en algo, el sentir de las bases que soportan al proceso revolucionario venezolano. La revolución es una ciencia que obliga a analizar con objetividad. En este sentido hay que reconocer, que en algunas circunscripciones, existe animadversión en algunos sectores de la militancia, en contra de algunas candidaturas, a pesar de que la mayoría fueron seleccionadas por elección directa. Once años de duro proceso revolucionario, no solo han dejado las heridas recibidas por parte de la contra-revolución.

La revolución también produce a lo interno confrontaciones, que también han dejado hematomas. Recordemos que la victoria electoral del Comandante Chávez en 1998 se produjo de forma aluvional, apoyada abrumadoramente por las masas, pero carente de la estructura de un partido consistente. Había que hacer la revolución y construir el Partido al mismo tiempo, lo cual ha producido luchas entre diferentes sectores, en unos casos por diferencias ideológicas, y en otros por críticas a desempeños éticos. A esto se añade el descontento con algunas gestiones de gobierno regionales y locales, llenas de lacras del burocratismo, que han provocado nuevas confrontaciones .

La tentación ultraizquierdista señalada por Lenin y por Trotsky, consiste entre otras cosas, en perder la perspectiva de los grandes objetivos de la Revolución, y confundir a los verdaderos enemigos históricos a derrotar: la burguesía, el imperialismo, el capitalismo. Dejar de votar, o incitar a no votar por algún candidato nuestro, por odios o rencillas internas, constituye en este momento crucial, un verdadero crimen político. Dejar un voto en blanco, es votar Escuálido. A partir del 27 –S, se abre un ciclo de profundización hacia el socialismo y no podemos permitirnos perder a uno solo de nuestros diputados. Esto nos costaría muy caro. Se abrirán nuevos espacios a lo interno para zanjar las diferencias políticas, y la nueva etapa del Estado Comunal, se encargará de acabar con las gestiones burocráticas. Por eso el 26-S, todos a votar por todos nuestros candidatos PSUV-PCV. Como decía el Ché, “al imperialismo, ni un tantico así”.